Cuando eras un bebé, me llorabas, cuando eras un adolescente apenas me hablabas, pero ahora que eres un hombre adulto tus palabras son oro para mí. Aquí hay algunas palabras para tu cumpleaños que quiero decir sinceramente: Te quiero.